web analytics
Mar 31, 2016
1152 Views
0 0

‘Bone music’, los discos clandestinos hechos con radiografías (GALERÍA)

Written by

La música siempre ha sido una chingonería (excepto el reggaeton y otras cosas por el estilo) por ello cuando aún existía la URSS se buscaron formas para poder consumirla sin caer en provocaciones a la justicia y es que existían muchas prohibiciones al respecto.

Debido a que la Unión Soviética desapareció hasta 1991, obviamente no existían las memorias que facilitaran el contrabando musical, siendo lo más popular el vinyl.

Como la seguridad andaba bien buza, pues no podían usar los discos, pero sí los formatos más conocidos como los ‘bone music’.

Se trata de discos hechos con radiografías, las cuales eran tomadas de basureros o almacenes de hospitales, por lo que resultaba un método barato y fácil de usar en el mercado negro.

Esta venta tuvo gran auge entre los 50 y 60, pero pronto fueron capturados estos peligrosos criminales musicales y su material quedó regado por todos lados, por lo que aún hoy día es común hallar algún disco de radiografía olvidado en alguna parte y considerarlo una pieza de arte de colección.

Podría decirse que este es el surgimiento de los flexi-disc, y aunque no tenían una calidad chingona, cumplían con su objetivo de hacer llegar la música a quienes deseaban conocerla.

Estas piezas dignas de museo, en la que podían ver huesos rotos, esguinces y costillas, tenían un agujero en el centro y contenían todo tipo de géneros. No sólo había discos de extranjeros, también de rusos vetados por el gobierno.

La creatividad es chida bandera y más cuando se trata de una buena causa. Y aunque ahora quienes los poseen los cuidan como piezas invaluables, hay quienes siguen usándolos musicalmente.

Con información de Sopitas.

(Visited 101 times, 1 visits today)
Article Tags:
·
Article Categories:
chido
Menu Title